Soy Mónica, nómada por naturaleza y expatriada de vocación. Nací en León, España en otoño del 77. Española de nacimiento y suiza de adopción.

Mi vida está llena de cambios, de incertidumbre, de retos, de logros, de miedos y de esfuerzos por adaptarme a cada nueva ciudad, a cada nuevo país, a las circunstancias de las etapas de la vida. Hoy vivo ilusionada con el proyecto de mis sueños SOS-expat by expatñola y #movimientoexpat.

Los cambios son parte constante en mi vida de niña me trasladé 7 veces hasta los 12 años. En los últimos 17 años, he vivido en 7 países de cuatro continentes. En la adolescencia fui estudiante en el extranjero, de joven emigré a la aventura, primero sola soltera y sin trabajo. Más adelante casada, con hijos, con trabajo y sin trabajo. He vivido en países cómodos y en países más complicados como expatriada y ex-expatriada. Soy traductora e intérprete, después estudié diseño de moda, más adelante un postgrado en protocolo internacional, otro en comunicación y márketing online. Hablo 9 idiomas diferentes. Tengo tres hijos tres hijos que han vivido en 4 países en 8 años.

Desde pequeña soñaba con viajar, con ver el mundo. Lo estoy haciendo. 

No todo es fácil, sobre todo porque llevo un equipaje precioso, único y delicado: mis tres hijos. Son niños nómadas que crecen en un mundo global, un mundo lleno de oportunidades y a la vez muy exigente y cruel. Al igual que hicieron mis padres conmigo, lucho por mantenerlos estables en una vida llena de cambios.

Crecen creyendo que el medio de transporte habitual es el avión, que lo normal es vivir lejos de la familia y hablar con ella a través de una webcam, que en todas las casas se hablan varios idiomas a la vez. Cada año se enfrentan a la pérdida de personas que quieren, se despiden de amigos y se ven obligados empezar de nuevo. Saltan de país en país y adoptan culturas e idiomas diferentes. Es una vida enriquecedora y peculiar pero también muy exigente a nivel emocional y que les hace madurar muchas veces, más rápido que a otros niños de su edad.

Mi pasión es la comunicación. Yo existo si comunico.

A pesar de los cambios constantes en mi vida, mi pasión y mi formación, siempre sigue una dirección: puente, mediación, diálogo, intercambio y descubrimiento entre culturas, realidades, situaciones y personas. Me apasiona la diferencia, el cambio, el intercambio.

Aquí voy a continuar con el mismo espíritu y “abrir” las puertas a la reflexión, al diálogo, de temas esenciales, hablar de todo eso que nos preocupa a los que vivimos como “expatriados”: estabilidad en un mundo de incertidumbre, aprendizaje de idiomas, relaciones en la distancia, visión del mundo, necesidades, retos, educación de los hijos, adaptación, logística, trucos para paliar el estrés y la angustia de lo desconocido en las transiciones. Todo en español, porque no hay nada como comunicar en la lengua materna.

Quiero que SOS-expat by expatñola, sea un lugar de encuentro para todas las familias en transición, en especial para aquellas personas “acompañantes” que casi siempre dejan de perseguir sus sueños, su carrera y se alejan de sus seres queridos para re-emprender sus vidas con cada destino por el bien familiar.

Aquí queremos ayudar a mejorar la calidad de vida de todas esas personas acompañantes que a pesar de su papel esencial en el bienestar de las familias por el mundo, siguen siendo invisibles, olvidadas e incomprendidas por la mayoría.

Quiero que la expatriación sea bonita, quiero ayudar a que las mujeres acompañantes sufran menos en soledad, a hacer consciente a los demás de las renuncias, las dificultades y las frustraciones a las que nos enfrentamos; juntas vamos a romper tópicos.

Buscaré información, la traduciré al español y generaremos debates, diálogos y conversaciones para que todas aprendamos de las experiencias.  Contamos hoy con una gran comunidad privada dónde todas podemos expresarnos y comprendernos, dónde no hay juicios, donde la experiencia es un grado. Con información en español, objetividad, ilusión y saber hacer controlaremos la incertidumbre y el estrés del día a día como expatriadas.

Ganaremos calidad de vida, tranquilidad y tiempo para ocuparnos de lo verdaderamente importante, vivir cada día, porque la vida no espera.

Bienvenida, espero que me acompañes en esta aventura, si quieres saber que estoy preparando, únete a #movimentoexpat by expatñola

La expatriación es mi pasión, SOS-expat, es mi sueño. 

¡Cuéntame los tuyos!

Mónica Álvarez Digón

EXPAT/ñola, mirada de una nómada

#movimientoexpat #expatñola @MonicaADigon

https://ch.linkedin.com/in/monicaalvarezdigon

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *